Marco Agile de gestión de proyectos, gestión de productos, equipos y sistemas y de visualización de flujos de trabajo. La forma habitual y más sencilla de aplicar Kanban es clasificando conjuntos de tareas según su estado de avance y asignando a cada categoría una etiqueta distintiva. Es habitual el uso de un mínimo de tres etiquetas: to-do (tareas pendientes), doing (en proceso) y done (tareas finalizadas).

« Back to Glossary Index